A veces resulta de utilidad contar con alguna herramienta que nos permita grabar la pantalla de nuestro dispositivo móvil para obtener ciertas imágenes para las que no nos vale una simple captura de pantalla. ¿Hay aplicaciones para eso? ¡Por supuesto! Aquí te hablamos de las cinco más populares y completas.

AZ Screen Recorder

AZ Screen Recorder es de las mejores aplicaciones para grabar la pantalla del móvil. Es de las más populares de este tipo y de las más longevas, pero lo bueno es que ha ido evolucionando e introduciendo mejoras (e incluso ha cambiado su nombre, antes se la conocía como AZ Video Recorder). Es una aplicación gratuita, aunque eso significa que tendrás que soportar anuncios, y la tienes disponible tanto para Android como para dispositivos iOS.

Con esta app puedes grabar la pantalla de tu móvil con ajustes avanzados que te permiten elegir la resolución o la tasa de fotogramas por segundo, por ponerte algún ejemplo. Además, puedes superponer el vídeo de la cámara frontal durante la grabación, con o sin sonido.

Entre sus novedades se encuentra el streaming en directo del móvil a Facebook, YouTube e incluso Twitch.

La aplicación presume de ser la única de este tipo que te permite pausar el vídeo durante la grabación y continuar después sin tener que empezar desde el principio, así que éste es su punto fuerte.

Mobizen

Otro grabador de pantalla muy interesante es Mobizen, una compañía que tiene varias aplicaciones de control remoto que se han hecho muy populares. En este caso, nos centramos en su app especializada en la grabación de la pantalla del teléfono móvil.

Se trata de una aplicación gratuita que puedes descargar tanto para dispositivos Android como para iOS, aunque tiene publicidad y (éste es uno de sus inconvenientes) suele ser abundante y bastante molesta a veces. Una vez superes eso, la verdad es que puede resultar muy útil.

Yoigo Custom

Puedes controlar la grabación de la pantalla con un botón flotante y hasta editar el vídeo resultante añadiendo una intro o acortando la duración. Te permite grabar vídeos largos de una manera muy sencilla y también es posible hacer capturas de pantalla.

Pero otro de sus inconvenientes es que no hay retransmisión en directo.

Du Recorder

Du Recorder es una de las apps para grabar la pantalla en iOS. Antes también la teníamos disponible para dispositivos Android, pero ya no se puede descargar ésta en concreto desde Google Play, por lo que tendrás que elegir otras aplicaciones similares de este tipo de las que te proponemos en este post.

Si tienes iPhone, podrás sacar todo el partido a la herramienta, que es muy parecida a la primera de la que te hemos hablado porque también puedes realizar la grabación con un botón flotante.

Con esta app es posible iniciar una retransmisión en directo en plataformas como YouTube, Twitch, Facebook, Twitter y hasta RTP.

Pero una de sus novedades más interesantes es que se puede realizar una grabación en formato GIF.

Y también es una app muy completa para grabación de pantalla porque te ofrece muchas posibilidades para editar después el vídeo resultante: recortar la duración, modificar la velocidad, añadir música o subtítulos, etc.

  • Tienes disponible la app para descargar en App Store.

Super Screen Recorde‪r

Super Screen Recorde‪r (o Super grabador de pantalla) es otra aplicación muy interesante para grabar la pantalla de tu dispositivo móvil. Es una herramienta gratuita y se puede acceder a ella tanto desde Google Play como desde la App Store, así que la puedes descubrir tanto en Android como en iOS.

Su funcionamiento viene a ser tan sencillo como el del resto de aplicaciones de este tipo. Aquí también dispones de un botón flotante con el que acceder a las funciones principales.

Una de sus ventajas es que puedes activar la superposición de la cámara si así lo deseas (o desactivarla, lo que tú prefieras).

Una función muy interesante es que cuenta con un editor de pinceles para que puedas señalar o hacer dibujos sobre la pantalla mientras realizas la grabación.

También cuenta con un editor de vídeo, pero es algo más básico que el de otras apps de este tipo. Eso sí, dispone de mosaicos y pegatinas que te pueden ayudar a ‘censurar’ datos personales, menores o elementos del vídeo que no quieres que se vean. Es como pixelar la cara de los hijos de los famosos o de las matrículas de los coches, pero en modo simpático.

V Recorder

Otra de las apps para grabar la pantalla en Android e iOS que más se utilizan es V Recorder, una herramienta gratuita que puedes descargar tanto de Google Play como de la App Store y que tiene un funcionamiento muy similar al de las otras aplicaciones de este tipo. Para controlar la grabación, dispones de un botón flotante.

Al contrario que otras apps similares, una de sus desventajas es que no cuenta con un pincel para realizar apuntes en directo y tampoco cuenta con emisión en streaming.

Pero, eso sí, tiene uno de los editores de vídeo más completos de este tipo de herramientas. Con él no sólo puedes añadir música o subtítulos al vídeo resultante sino que también tienes la posibilidad de añadir efectos especiales, voz en off y hasta incluir otras escenas con transiciones, por lo que es casi más interesante la app como editor de vídeo que como grabadora de pantalla para dispositivos móviles.

Recuerda siempre que en este tipo de aplicaciones, como ya te contamos cuando hablamos de las aplicaciones para grabar llamadas gratis, hay una normativa y una serie de consentimientos que debes aceptar, puesto que el uso que haces de los contenidos que grabas es tu responsabilidad y te expones a las restricciones correspondientes en cuanto a la grabación, reproducción y difusión de imágenes que contempla la ley.

Artículo anteriorLa aplicación de MyHeritage: descubre todo lo que puedes hacer desde tu móvil
Artículo siguienteLas mejores apps para hacer esquemas en tu iPad
David Hernández
Decenas de millones de apps se descargan todos los años en España. Puede que incluso me quede corto con esta estimación. WhatsApp, la más descargada de nuevo en 2018, superó los 9 millones de descargas. Yo recuerdo perfectamente cuál fue mi primera app descargada (sin contar las preinstaladas). Fue Angry Birds y estuvimos jugando la familia toda la tarde y parte de la noche, lanzando pajaritos contra los cerdos verdes y sus construcciones. ¿Por qué me descargué Angry Birds? Sencillamente porque me habían hablado de ella y había podido verla en otros smartphones. ¡Además de que es muy divertida! Pero sin esta información previa, la navegación por stores oficiales de apps se convierte en una aventura sin rumbo, que pocas veces termina satisfactoriamente.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here